20.1.08

Watchmen

Aquél reloj no marca la hora, demostrando así la inexistencia del tiempo, derrumbando todas las teorías sobre la relatividad del mismo, tirando a la basura la idea del tiempo como medida de todas las cosas, apelando a la idiotez del hombre, debatiendo la historia, poniendo sobre tela de juicio la existencia misma, reescribiendo la vida toda de la humanidad, redefiniendo rumbos, redireccionando la atención del pueblo, y, sobre todo, creando nuevos destinos inciertos e insólitos.

Es cierto, todo es cierto.

El reloj no dice la hora pero...qué tal dice Te Quiero.

2 comentarios:

El hombre de titanio dijo...

ay, casi lloro porque aparte eso si paso!

Miss Mac Lovegood dijo...

Yo quiero algo asi... suena interesante!